Los cinco mitos del liderazgo

Los cinco mitos del liderazgo

“El mal líder es aquel a quien la gente desprecia,

 el buen líder es aquel a quien la gente alaba,

el gran líder logra que el pueblo diga: lo hicimos nosotros”

 (Lao Tzu)

En uno de los cursos de emprendimiento, a alguno de los asistentes, se le ocurrió la genial idea de lanzar al aire la pregunta de si el líder nace o se hace, enseguida hubo asistentes que aseguraban que el líder, es un ser carismático, que tiene una especie de superpoderes o habilidades innatas, que lo hacen ser líder.

En este artículo me gustaría hablaros de Warren Bennis y los cinco grandes mitos sobre liderazgo. Warren Bennis, es profesor, experto en liderazgo y administración de negocios. Es uno de los principales expertos mundiales en liderazgo.

En su libro “Aprendiendo a liderar” (Learning to lead) expuso cinco grandes mitos sobre liderazgo:

  1. El liderazgo es una habilidad extraña: Todo el mundo tiene el potencial para ser líder, en el mundo existen millones de roles de liderazgo, una persona puede ser líder en una faceta de su vida y “corriente” en otra.
  2. Los líderes nacen, no se hacen: Los grandes líderes no llevan un código genético extraordinario o su papel de líder ha sido predeterminado al nacer. El liderazgo es un proceso profundamente humano, lleno de pruebas y errores, victorias y fracasos de ocurrencias, intuición y reflexión. Las principales cualidades y competencias del liderazgo se pueden aprender si hay el deseo de hacerlo.
  3. Los líderes son carismáticos: Los líderes en general son muy humanos, no hay nada en su apariencia, personalidad o estilo que los aparte de sus seguidores. Bien es cierto que un liderazgo efectivo puede conferir de cierto carisma al líder ya que recibe el respeto y la admiración de los suyos.
  4. El liderazgo sólo se da en la cumbre de la organización: Los líderes no solamente se sitúan en la cúspide de las organizaciones, pensemos en grandes corporaciones con sus mandos intermedios. Cuanto más grande sea la  organización más roles de liderazgo deben existir.
  5. El líder controla, dirige y manipula el resto: Este puede ser el mito más peligroso. El liderazgo no es el ejercicio del poder, sino un empoderamiento (empowerment) de los otros. Los líderes, lideran atrayendo, no empujando, generando expectativas conseguibles y retadoras, y reconociendo el progreso hacía esas expectativas. Ha de fomentar que las personas asuman su propia iniciativa, en lugar de manipular.

 

“Los líderes no surgen de la nada. Deben ser desarrollados: educados de tal manera que adquieran las cualidades del liderazgo”. Warren G. Bennis

 

El porqué de una consultoría TIC honesta.

¿Por qué empiezo este artículo así? sencillo. Durante más de 16 años trabajé en lo que al principio se denominaba empresa de servicios informáticos, y los aires del tiempo, siempre cambiantes, tornaron en una lo que se llama una empresa de consultoría TIC.

El título deja entrever que la consultoría TIC deja mucho de desear en la actualidad y lamentablemente es así. No quiero, con lo que explicaré, acusar a todas las consultorías, honestas ha de haberlas, claro, pero también las hay moralmente (cuando no jurídicamente) discutibles.

Una de las grandes falsedades que podemos encontrar es que te aseguren que tu empresa o negocio no existe si no estás en la red. Pero por favor, algo de sentido común. ¿A Paco, el de la churrería ambulante de mi barrio, le supondría mucho cambio el tener una web decente o un posicionamiento optimo en los buscadores? No, de hecho, los pocos clientes nuevos que llegaran (si llegaran) por esa vía no cubrirían el ROI de la web y el SEM de la operación.

Sin embargo muchas consultoría insisten, sin importarles el negocio al que se dirigen, que si no estás en la red no existes, es su máxima. Su santo grial para vender a quien sea, y lo que sea.

Hablando de ROI, de nuevo las empresas del sector insisten en lo difícil que es cuantificarlo cuando se habla de webs. Una nueva falsedad manifiesta, que solo sirve para cobrar precios abusivos y mantenimientos perpetuos con las empresas de servicios, perdón, con las consultorías. Sí que se puede cuantificar, no al céntimo, pero si aproximado, el retorno de la inversión. Basta, por ejemplo, con una pequeña encuesta sobre los clientes (que en algunas empresas ya se hace) para saber el canal por el que se accedió a la empresa. Sabremos entonces cuales llegaron por web, o por canales sociales, para saber si se produce el ROI tanto de la web o del “community manager” si es que nos han convencido de la esa “necesaria” figura.

He entrecomillado lo de necesaria, en lo referente al “community manager”, porque de nuevo se nos vende desde algunas consultorías la necesidad de esa figura. Pero no todas las empresas han de tener presencia en las redes sociales, ni a todas les sirve. Cada caso es distinto, y muchas  veces la figura del gestor de comunidades puede realizarlo (con algo de formación) un persona de la empresa, con mucho más cariño, que una persona contratada al efecto.

Parece que tiro piedras sobre mi tejado, pero no, solo pongo los puntos sobre las is. La honestidad comienza por uno mismo. No todo vale.

He hablado de la deshonestidad en el mundo 2.0, pero aún hay más, en el mundo de la consultoría informática, que abordaré en la siguiente parte del artículo.

 

La “desconexión” digital (I)

 

Trabajo en equipo 2.0

Una vez me encontré con un amigo, lo primero que me dijo, casi sin mediar formulas de cortesía a veces olvidadas fue : “ostras, ¿porqué no viniste al cumpleaños de Pedro?” Mi cara de desconcierto fue, supongo, suficiente respuesta como para que se diera cuenta de que no me había enterado. “Te mandé un email avisándote hace un mes” añadió.  Resulta que en aquellos días yo me hallaba inmerso en una épica batalla con alguna de las dictatoriales titánicas compañías de telefonía, y no disponía de conexión permanente a la red, ni de acceso a mi anterior correo…

 

Aparte de dejarle claro a mi amigo que tenía mi teléfono, mi móvil, y sabía donde vivía con lo que había pocas excusas de que no me hubieran avisado (no lo entendió) eso me hizo reflexionar. ¿Qué estaba pasando?

 

Lo que estaba pasando es que a medida que la sociedad se conecta a la red, se desconecta de la otra red, también social, la no digital.

 

Cuando hablamos con nuestro compañero de trabajo tomando un café, es red social. Cuando llamamos aun conocido de Madrid/Barcelona y le preguntamos que hace, en que trabaja, etc es red social. Cuando nos cruzamos con nuestros vecinos y “invertimos” 15 minutos en hablar del estado del vecindario, es red social.

 

Pero el mundo digital, joven mayoritariamente, tiende a olvidar este aspecto social de las redes sociales.

 

22-12-2013 1-48-34

Desde aquél día denomino a este efecto “desconexión” digital. No es una enajenación, no desaparece la visión de la realidad que impide seguir con una vida relativamente normal  (al menos en la mayoría de casos). Es más bien un cambio de patrón que entra en conflicto con los patrones de la gente que aun no hemos “desconectado”.

hay que tener en cuenta lo que se comenta en http://guillemrecolons.com/la-marca-personal-2-0-no-existe-cuidado-con-los-impostores/ que hay que tener mucho cuidado con los impostores 2.0. Mucha gente tiene vida en el 2.0 pero no la tiene en la vida 0.0 (o vida sin red)

Esa es la gente que esta “desconectada” para mí. La coherencia es importante en nuestra vida, en nuestra psique, ya que sobre esa coherencia de pensamiento y actuación se construye todo lo demás.